Nos queremos divorciar y tenemos una hipoteca común. ¿Qué opciones tenemos?

Uno de los proyectos de las parejas es comprarse una vivienda en común. Lo habitual es que se escriture a nombre de ambas partes al igual que en el contrato de préstamo bancario.

En el momento de ruptura, hay que decidir cómo repartir los bienes. Y uno de los conflictos puede ser la disolución del condominio.

Si la vivienda se vende a un tercero, es la opción menos laboriosa, ya que al vender la vivienda se extingue el contrato de préstamo y se reparten los titulares el importe obtenido, si es que queda algo que repartir.

Otra opción, es que uno de los dos adquiera la mitad del otro. En este caso hay que llevar a cabo simultáneamente dos operaciones, la primera para que el nuevo titular del 100% pueda serlo, y la segunda saldar la deuda con el banco y hacer lo que comúnmente se denomina “salir de la hipoteca”, es decir, una novación hipotecaria.

Y es en este punto cuando surgen los problemas, pues habitualmente se llegan a los acuerdos entre las partes, se plasman en el convenio y son pocos los que solicitan previamente la aceptación del banco.

Si se pretende que el nuevo propietario sea el único responsable del pago de las mensualidades de la hipoteca, y a su vez, que el que vende su mitad quede liberado de las cargas y responsabilidades del préstamo hipotecario, es necesario acudir a la entidad bancaria para negociar con ésta la novación hipotecaria, saber el coste de la misma, y las nuevas condiciones que el banco va a solicitar.

Cabe recordar que el préstamo bancario es un contrato privado entre particulares y una entidad bancaria, que el Juzgado no puede modificar en una sentencia de divorcio, dado que la entidad financiera no es parte del procedimiento de familia y al interesar la novación hipotecaria, la entidad nos puede solicitar otro cotitular, avalista, o que rechace tal modificación del contrato, pues le va a suponer perder una garantía de pago (un prestatario).

Por ello, es necesario que en un trámite de estas características, se asesore con un abogado para que éste le ayude.

Área de Derecho de Familia

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s